Entradas populares

Páginas vistas en total

jueves, 29 de julio de 2010

MAS SOBRE EL ESTADO LAICO EN PERÚ

PERÚ: COQUETEOS CONSTANTINISTAS DEL NUEVO RÉGIMEN APRISTA
Por: Marco A. Huaco P.
www.marcohuaco.com/mh

Antiguamente los gobernantes seculares no podían ejercer el poder sin estar legitimados políticamente por el Papa o los Obispos, por ello los antiguos regímenes monárquicos solían organizar ceremonias de investidura o consagración para que la autoridad religiosa “santifique” al nuevo poderoso. Dicha costumbre sobrevivió en los tiempos de las nacientes repúblicas a través de los famosos Te-Deum, sobre todo en los casos de los Estados que no lograron separarse totalmente de la Iglesia dominante al proclamar sus respectivas Independencias.
En el Perú, anualmente el Presidente de la República tiene como tradición violar el principio de Laicidad del Estado cada vez que asiste a uno de estos Te Deums en ocasión de las Fiestas Patrias, enviando el mensaje de que la República está consagrada al dios de una religión particular y de que su poder político, en lugar de derivarse de la legitimidad laica de la soberanía popular y responder sólo a ella, mas bien se deriva de la legitimidad sagrada que le da la soberanía divina, ¡y qué duda cabe: tal como ésta es interpretada por las jerarquías eclesiásticas dominantes!. Pero para coronar la torta, ahora un sector de las iglesias evangélicas peruanas ha invitado al Dr. García a un “te deum evangélico”, y éste ha aceptado ir por primera vez en nuestra historia republicana.
¿Qué tal si los musulmanes, los judíos, los anglicanos, los luteranos, los adventistas, los “Mormones”, los budistas, los Testigos, etc., también invitaran al Dr. García a sus respectivos cultos de consagración?. ¿Mejor porqué no hacer un solo culto de consagración para el nuevo poderoso que unifique todas las religiones, y así emular a los “paganos” de la antigüedad?. Pero si de peruanidad se trata, ¿porqué mejor no asistir a un culto sincrético indígena –amazónico o andino- tal como lo hizo el saliente mandatario cuando tomó el poder?. ¡De esa manera, los Apus, la Pachamama, Jehová, Cristo, Alá, el Buda popular, la Virgen, y todas las divinidades nos asegurarán de que el segundo gobierno del Dr. García será todo un éxito!...
Se intenta justificar estas actividades aludiendo a la importancia numérica y sociológica del catolicismo y del evangelismo en el Perú, argumento que evidentemente viola el principio de Igualdad y que volverá como un boomerang sobre las cabezas de los ministros protestantes que lo están esgrimiendo para justificar sus coqueteos con el poder. Pero aún más curioso todavía (por no decir “oportunista”), es que el argumento de la mayoría sociológica sea usado por el mismo sector de evangélicos que cuestionaron la mención de la Iglesia Católica en el proyecto de artículo 71 de la nueva Constitución, mención que los clericales basan precisamente en dicha mayoría.
Absurdos que se plantean desde una violación al Principio de Laicidad y de Igualdad que se propician por la asistencia de autoridades y funcionarios públicos a cultos religiosos públicos.
¿O asistirá el Dr. García a ambos Te Deums a título personal y en privado?. Para que así sea, no tendría que portar la banda presidencial, no tendría un lugar privilegiado en el templo, no usaría horas de su jornada laboral, ni iría acompañado de sus Ministros. Pero si no fuera así, a la Iglesia Católica no le interesaría su presencia porque perdería el mensaje simbólico que todo Te Deum transmite. Porque de lo que se trata, no es de la presencia del creyente católico Alan García Pérez, sino de la asistencia del Presidente Alan García Pérez (no importa si es católico practicante o uno como la mayoría, lo importante es que es el nuevo poderoso).
La asistencia del Dr. García al Te Deum católico y evangélico, aparte de reforzar la confesionalidad del Estado, refuerza un oscuro mensaje que hace días está enviándosenos desde el nuevo régimen: Para garantizar estabilidad a su gobierno, el APRA no se comprometerá en un enfrentamiento con el clericalismo católico que no desea ver un Estado Laico en el Perú.
Ello se desprende de la inmediata visita que el Dr. García le hizo al Cardenal Cipriani (del Opus Dei) para asegurarle su lealtad luego de saberse que sería el nuevo Presidente, de la visita que le hizo a la Conferencia Episcopal a quien manifestó que “en mi condición de cristiano siempre estaré en devoción y servicio a la Iglesia del Perú y a las causas cristianas de mi país” (olvidémonos de políticas públicas laicas) y del presunto veto cardenalicio contra la intención de García de nombrar a las abogadas feministas Ana María Yañez y Susana Zusman como posibles Ministras de Justicia. Decepción política para aquellos peruanos no católicos que votaron en contra de Lourdes Flores Nano por sus cercanías al Opus Dei.

Doctor García: si nuestra sociedad fuera verdaderamente cristiana entonces nuestro Estado sería Laico y no favorecedor de ninguna religión, porque esa es la doctrina legítima que se desprende de las enseñanzas bíblicas; pero justamente porque la religiosidad peruana es muy débil es porque se requiere simular apariencia de devoción externa desde las leyes, las políticas públicas y el Estado. ¿Quiere Usted consagrar su Gobierno a Dios?. Primero conságrese usted mismo en privado, y lo demás vendrá por añadidura.

Al César lo que es del César, y a Dios lo que es de Dios.


SUSCRÍBASE GRATIS PARA RECIBIR FUTURAS ACTUALIZACIONES EN:

http://www.marcohuaco.com/mh/index.php?option=com_registration&task=register

martes, 27 de julio de 2010

UNA RELECTURA DE LA TORRE DE BABEL

Leer más artículos de Biblia
lunes, 24 de mayo de 2010
POR: Francisco Rodés, Cuba

Génesis 11:1-9

Vamos a trasladarnos a una de las más antiguas ciudades del mundo: Babel, de donde viene una estirpe de obras arquitectónicas colosales, entre los que destacan la Torre de Babel y los Jardines Colgantes de Babilonia. Con orgullo se refieren al adelanto tecnológico que significó el invento de los ladrillos de barro cocido, y el uso de una argamasa, antecesor del cemento actual.

Pues bien, esta ciudad fue fundada por un legendario personaje, como todas las ciudades famosas, remontan su origen a un héroe mítico, en este caso, un intrépido cazador, Nimrod, que según la Nueva Biblia Española, fue el “primer soldado del mundo”. Fundó varias ciudades capitales: Babel, Erec, Acad y Calno de su reino (Genesis 10.9). Esto, añadido a sus rasgos personales, nos hace empezar a sospechar que estamos ante un conato de imperio mundial. De hecho, Babilonia lo llegó a ser posteriormente.

El relato nos introduce en otros detalles reveladores: “El mundo entero hablaba la misma lengua con las mismas palabras” (Gen. 11.1).
En realidad a estas alturas el mundo ya tenía historia, y no tan corta. Sabemos como evoluciona el lenguaje ligado al peregrinaje de un pueblo que va recreando su cultura, y como en el transcurso de unos pocos cientos de años aparecen nuevas formas lingüísticas, nuevos vocablos, surgen dialectos y hasta lenguas nuevas. El lenguaje no cesa de fluir.

Por esto el que “el mundo entero hablaba la misma lengua con las mismas palabras”, nos parece más que todo que es la perspectiva y el ideal del naciente imperio. El imperio necesita la uniformidad, hablar “las mismas palabras’, significa estar unidos sólidamente con el discurso de una clase dominante. Los imperios siempre hicieron esfuerzos por imponer su lengua y su cultura. (Ejemplar éxito alcanzaron los griegos y los romanos).

Pues bien, si ya el naciente imperio tenía el poder militar del “primer soldado del mundo”, la tecnología constructiva y la uniformidad cultural, lo que le faltaba era una obra arquitectónica que fuera símbolo de su poder y grandeza. Un símbolo que lo ligara al poder divino, lo cual no podía ser otra cosa que un rascacielos, siguiendo el modelo de los famosos templos babilónicos (Ziggurats), que se construían en plataformas escalonadas. Y de esta forma ya estamos en la senda de la divinización del imperio y de los emperadores, el camino recorrido por todos los imperios mundiales. “Hijo de Dios”, es el título desde el Faraón egipcio hasta el César romano.
“La Torre de Babel”, símbolo de la arrogancia, soberbia y poder de un imperio que busca manejar todos los hilos de dominación y poder autoritarios. “Una sola lengua y las mismas palabras”, es el ideal imperial de siempre. Por esto la intervención del Dios de justicia tiene que manifestarse en el punto más vulnerable, la ideología de la uniformidad impuesta habrá que quebrarla indefectiblemente, y que iría a paralizar el proyecto de divinización.
La “confusión de lenguas”, ha sido interpretada como un castigo divino a la soberbia humana. En ninguna parte del texto se dice que fue un “castigo”. Por el contrario, creo que esta confusión, fue la sabia bendición de Dios, haciendo germinar la diversidad cultural. Hay, incluso un elemento de humor. La diversidad que temen tanto los imperialistas, los autoritarios, los violentos, los fanáticos de dogmas, los que se creen dueños de la verdad absoluta.
Este espacio de diversidad es la oportunidad de que fluyan los dones, las gracias con las cuales estamos adornados los seres humanos. Ser lo que somos, y no lo que otros nos impongan!
Y es aquí donde quisiera terminar haciendo un breve comentario personal. Cuando comencé a estudiar música, intento frustrado por mi falta de talento musical, me indicaron que la música se escribía sencillamente sobre cinco barras y cuatro espacios, y que en ellos iban las notas musicales, blanca, negra, corchea, semicorchea, etc. Parecía algo sencillo hasta que vi crecer ante mi asombro juvenil la infinitud de variaciones, tonos, semitonos, y otros símbolos nuevos del lenguaje musical que me anonadaban. La variedad es la riqueza infinita de la música. Una orquesta mientras más variado sea su instrumental, más posibilidades de belleza melódica tiene.

Asi, me pasó con los colores. No son simples cinco o seis colores, hay muchos tonos! Eso me hizo pensar, que Dios ama la diversidad. No la simpleza ni la monotonía. Por eso me asombro cada día. No condeno como “confusión”, todo lo que no comprendo en los seres humanos, trato de entender, de abrirme a la diversidad.
Cada vez que inconscientemente reacciono rechazando algo que “no me gusta”, pienso si no será el imperialista que llevo dentro el que resurge insidioso. Por otra parte no vaya a pensar un incauto que con esto quiero decir que acepto todo, sin tener criterios éticos. Por lo contrario, creo que sé distinguir lo que es la ética cristiana, la que se basa en el amor y el respeto al prójimo, la que nos enseñó Jesús. Esa que tanto se olvida cuando juzgamos a otros y otras, sencillamente porque son diferentes a nosotros.

Francisco Rodés.

¿TE DEUM EVANGÉLICO?

¡TE DEUM POR LA INJUSTICIA, LA CORRUPCIÓN Y LA INTOLERANCIA¡
Por: Darío A. López Rodríguez.

Me adelanto unos días a las Fiestas Patrias, para expresar mi punto de vista sobre la «Ceremonia de Acción de Gracias por el Perú» que se realizará el viernes 30 de julio, en la Av. Brasil 1864, Pueblo Libre. Como en los años anteriores, los entusiastas promotores y organizadores del «Te Deum Evangélico», tendrán nuevamente su «cuarto de hora» feliz, con la publicidad gratuita de la prensa adicta al gobierno y los aplausos de políticos encantados con religiosos complacientes.
¿Qué justificación darán en esta ocasión los promotores y organizadores del «Te Deum Evangélico»? ¿Reiterarán su apoyo tácito a un régimen que trata a las comunidades campesinas como artículos sobrantes o como simples estorbos para su política de parcelar el país al mejor postor? ¿Qué acción de gracias se puede celebrar por un régimen cuyas principales figuras partidarias están comprometidas con escandalosos actos de corrupción y de cuya ineptitud política dan cuenta experiencias lamentables como las ocurridas en los conflictos sociales de Bagua y Moquegua? ¿Debemos darle gracias a Dios por autoridades intolerantes e injustas que intentan expulsar del país a un religioso comprometido con la defensa del medio ambiente?
A los entusiastas promotores y organizadores del «Te Deum Evangélico» habría que recordarles que la Acción de Gracias por un gobernante, debería ir de la mano con una conducta pública caracterizada por el respeto irrestricto a la dignidad de todos los seres humanos como creación de Dios, precisamente un tema ausente en la practica política del actual gobierno. Habría que recordarles también que el Dios de la Biblia tiene una expresa preocupación por los sectores sociales indefensos, como los pobres y excluidos, tan olvidados por los funcionarios públicos y los políticos corruptos de este tiempo.
¿Qué le dirán a las autoridades temporales, incluido el Presidente de la Republica, que probablemente participarán en el «Te Deum Evangélico»? ¿Validarán la gestión de este gobierno con sus palabras complacientes y su silencio cómplice? ¿Se atreverán a denunciar los pecados sociales y los pecados estructurales que tanto daño le hacen al país y que violentan la dignidad humana de miles de ciudadanos?
Ojala, eso espero, que tengan el coraje de la madre del rey Lemuel que, según se registra en los Proverbios, le dijo lo siguiente a su hijo:
Abre tu boca por el mudo en el juicio de todos los desvalidos. Abre tu boca, juzga con justicia, y defiende la causa del pobre y del menesteroso (Proverbios 31:8-9).
De eso se trata. De no quedarse callados cuando a seres humanos indefensos se les maltrata impunemente. De no permanecer impasibles cuando a nuestra casa común se la parcela para satisfacer el apetito voraz de poderosos intereses económicos. De denunciar con nombre propio a los políticos corruptos que parasitan al Estado y que subastan la tierra de todos los peruanos.

domingo, 25 de julio de 2010

¿CUÁNTOS EVANGÉLICOS HAY EN EL PERÚ?

Por: Patricio.
Perú, Lunes 22 de Octubre, 2007

Esta interrogante ha causado malestar no solamente a la alta jerarquía del clero católico del Perú, sino también a ciertas autoridades gubernamentales, incluyendo al presidente Alan García Pérez, quien ha cuestionado la pregunta acerca de la opción religiosa en el censo nacional que se realizará el domingo 21 de octubre en ese país andino.
Es más, el jefe de Estado que el jueves participó de la Procesión del Señor de los Milagros, uno de los cultos más tradicionales del país incaico, sugirió al estatal Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI), responsable del próximo censo, tomar en cuenta la preocupación del clero católico en torno a esa pregunta.
Es evidente que en el Perú, las confesiones cristianas no católicas han crecido en los últimos diez años, estimándose por encima del 15 por ciento según cifras conservadoras y 25 por ciento para los más optimistas de religión cristiana no católica. El incremento de creyentes de fe cristiana no católica, llamada desde el siglo XIX como “evangélicos” o “protestantes” se debe al crecimiento de grupos de corte pentecostal y carismático que ahora son las iglesias más numerosas del país. Hay templos que celebran hasta siete cultos dominicales con una concurrencia total de 5,000 miembros como la Iglesia Alianza Cristiana y Misionera (Distrito de Lince), Iglesia Bíblica Emanuel (San Isidro), Alianza Cristiana y Misionera (Pueblo Libre), Movimiento Misionero Mundial (La Victoria), Iglesia Pentecostal (Comas), Iglesia Bíblica Bautista (Bosque, Rímac) y diversas congregaciones carismáticas de Lima y provincias. En estos grupos no se cuentan a otras religiones llamadas sectas como Pare de Sufrir, Dios es Amor, Iglesia Adventista, Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días (mormones) y Testigos de Jehová.

El presidente peruano que el pasado 30 de julio participó por segunda vez en un culto de Acción de Gracias por motivo de las Fiestas Patrias organizado por los evangélicos, no fue sabio al sugerir que no se tome en cuenta la pregunta sobre la opción religiosa en el censo, olvidándose que es presidente de todos los peruanos y no de un grupo en particular. Hay quienes creen que el jefe de Estado hizo esas declaraciones presionado por el clero católico que mantiene una estrecha relación con el Estado peruano.

Al parecer hay cierto temor entre la jerarquía de la iglesia romana sobre la verdadera cantidad de ciudadanos que profesan otra religión y que no es la católica. En su afán de considerarse con autoridad para influenciar en las conciencias de los peruanos como ocurría cuando el Tribunal de la Santa Inquisición castigaba hasta con muerte a aquellos que profesaban otra religión, el clero afirmó que ellos también son “evangélicos”.

En el Perú hay libertad de cultos y todos los peruanos, especialmente los evangélicos, respetan el rol cultural que la iglesia católica ha realizado en el país, pero como ellos también afirman, la libertad de conciencia depende de cada peruano. Esperemos que la sangre no llegue al río y católicos y evangélicos se entiendan como hasta ahora ocurría antes de la incómoda pregunta en el censo nacional. La sabiduría y la prudencia deben primar entre los peruanos.

Por César Sánchez Martínez.

Este artículo está bajo una licencia de Creative Commons.

Publicado el Lunes 22 dAmerica/Los_Angeles Octubre, 2007 en la categoría Política .

sábado, 24 de julio de 2010

EL LÍDER DE 360º

John Maxwell señala los principios para tener una visión de lo que significa el buen liderazgo, que son los elementos fundamentales para un buen líder; y que deben entenderse:
1. Como servicio.
2. Como capacidad de priorizar.
3. Como también la capacidad de construir un equipo.

“Hoy estamos concientes que para liderar se requieren tres elementos fundamentales:
A. El primero es que el liderazgo sea de servicio , el mejor ejemplo de ello fue Jesucristo.
B. Lo segundo es que el liderazgo tiene que ver con las prioridades , es decir, enfocarse en el día, en el hoy, estableciendo prioridades en nuestras vidas.
C. Como tercer elemento el liderazgo tiene que ver con las relaciones , se requiere conectarse para relacionarse con su gente…las personas no irán a menos que se lleven con el líder” concluye Maxwell.

Al finalizar su exposición presenta en exclusividad para el Perú su reciente libro “El líder de 360º” donde se muestra como vencer esos desafíos y le enseña cuales son las habilidades que se necesita para convertirse en un líder de 360º

“Si usted se encuentra en una posición de liderazgo en la zona intermedia de una organización, como le sucede a la mayoría de los profesionales, entonces usted necesita leer este libro, usted tiene una oportunidad única para ejercer su influencia en todas direcciones, hacia arriba (con su jefe), lateralmente (con sus colegas) y hacia abajo (con sus subordinados).

viernes, 23 de julio de 2010

CRISTIANOS Y LA DEFENSA DE LA VIDA

Juan Simarro: «Los cristianos deben defender la vida ante el hambre como frente al aborto»

MADRID, 19/07/2010 (ProtestanteDigital.com)

El director de Misión Evangélica Urbana defiende una visión integral del evangelio, que alcance todos los aspectos de la vida y motive un discurso de denuncia y acción ante las injusticias que nos rodean. Juan Simarro animó a los creyentes a crecer en la organización de la obra social para que las palabras no se queden sólo en buenas intenciones.

En una entrevista de Juan Simarro concedida a eMision.net, amplió algunos de los argumentos que está desarrollando en la serie «La pobreza: escándalo y vergüenza humana» en su blog de Protestante Digital, comparando las distintas posturas de los evangélicos ante el aborto y el hambre infantil.

Para Simarro, los evangélicos podemos caer en hacer distinciones en las denuncias que realizamos ante el mundo. «Me llama la atención ese énfasis tan grande que se hace en torno al aborto, y el silencio que se da en torno al holocausto de tantos niños que mueren por la miseria», explicó Simarro. «Se da una unidirección mutiladora dentro del ambiente cristiano», remató.

No se trata de silenciar las voces contra el aborto, ya que considera que la denuncia de esto es «imprescindible», pero el compromiso evangélico debe ser «íntegro» y no olvidarse de otros escándalos que sufren los seres humanos.

MISERICORDIA Y JUSTICIA
Juan Simarro explica que los evangélicos deben recordar que en la Biblia «la ética y la moral no está reñida con la justicia», y por eso no se debe caer en priorizar «algunos aspectos morales» dejando de lado «la misericordia, la denuncia de la opresión» que muchas veces «se queda como algo secundario».

El equilibrio, para Simarro, se encuentra en unir todos estos elementos de forma absoluta. «El amor cristiano busca justicia... No sólo es amor a Dios, sino también al prójimo», agregó.

Lo sorprendente, explica, es que haya una gran concienciación en la denuncia del aborto, pero no la haya en temas gravísimos como la pobreza o el hambre. «Si la misma movilización se diera en torno al hambre, al desarrollo de los más necesitados, creo que seríamos un fermento de cambio en el mundo». Aunque de las palabras debe pasarse inmediatamente a los hechos, por tanto «los que denuncian el aborto, si fueran coherentes deberían pasar a una acción al rescate, a la ayuda».

En Misión Urbana mantienen un programa, Da Vida, aportando un seguimiento y atención a mujeres que piensan en abortar, presentándoles alternativas al aborto y ofreciéndoles apoyo para que sigan adelante con su embarazo. El programa es un ejemplo de «acción que no se queda en algo teórico», como tantas veces sucede en el ámbito evangélico.

ACCIÓN TRAS LA PALABRAS
En esta motivación hacia lo práctico, Simarro animó, primero, a no estar callados ante la injusticia y de forma individual intentar concienciar a nuestros semejantes. Pero a nivel institucional, como puede ser desde las iglesias, Simarro explica que se podría hacer mucho más. «Deberían crear canales para la acción de ese voluntariado... Deberíamos organizarnos de forma que demos alternativas reales y prácticas. Es muy importante la organización para crear cauces de acción». Como ejemplo, mencionó el trabajo realizado durante años desde la Alianza Evangélica en torno a la bioética, con retiros de formación que sirvieron para aumentar un interés que en estos momentos «es muy necesario».

Otra de las vías para mostrar la opinión evangélica sería organizar manifestaciones «a favor de la vida, que no estén politizadas, porque el evangélico debe salir desde la vivencia de los valores cristianos» sin mezclarlos con la política partidista.

Simarro advierte que Dios «no está contento» cuando la iglesia se centra sólo en la preocupación cúltica, abandonando a los necesitados. «Las personas, ante el sufrimiento humano, se sienten interpelados, y quieren huir de ella para no sentirse mal. Estos temas deben estar al mismo nivel que la evangelización. Debemos ver la acción social con una visión más amplia, extensa y comprometida», agregó desafiante.

Cuatro son los principios con los que Simarro cierra la entrevista. Animó a los creyentes a alzar la voz, una voz que tenga su complemento en una acción concreta. Además, señaló la necesidad de un compromiso «de por vida» con la defensa del necesitado. Y por último, expresó su deseo de recuperar la «integralidad» del evangelio, «que no se puede parcelar, y por ello pido coherencia en la visión que es la lucha por la vida y contra el sufrimiento».

MÁS INFORMACIÓN
Pueden seguir cada semana los artículos de Juan Simarro en Protestante Digital bajo el título de “De par en par”, así como escuchar la entrevista de Esperanza Suárez a Simarro sobre “Muerte y vida: aborto versus hambre”.

Noticia: Desafío Miqueas, evangélicos contra el hambre.

Fuente y Edición: ProtestanteDigital.com.

lunes, 12 de julio de 2010

¡VALÓRESE!

Y añadió David: el SEÑOR que me ha librado de [las] garras del león y de [las] garras del oso, él también me librará de la mano de este filisteo. Y dijo Saúl a David: Ve, y el SEÑOR sea contigo. Y Saúl vistió a David de sus ropas, y puso sobre su cabeza un almete de acero, y le armó de coraza. Y ciñó David la espada [de Saúl] sobre los vestidos [de Saúl], y probó a andar, porque nunca [lo] había experimentado. Y dijo David a Saúl: Yo no puedo andar con esto, porque nunca lo experimenté. Y echando de sí David aquellas cosas, tomó su cayado en su mano, y se tomó cinco piedras lisas del arroyo, y las puso en el saco pastoril, en el zurrón que traía, y con su honda en su mano se fue hacia el filisteo. (1Sa 17:37-40)

Y metiendo David su mano en el saco, tomó de allí una piedra, y se la tiró con la honda, e hirió al filisteo en la frente; y la piedra quedó hincada en su frente, y cayó en tierra sobre su rostro.
(1Sa 17:50). Así venció David al filisteo con honda y piedra; e hirió al filisteo y lo mató, sin tener David cuchillo en su mano.

Estos dos últimos años han significado un gran mover en mi vida.
Doy gracias a Dios y a mi esposa, sin cuyo apoyo esto no hubiera sido posible.
En primer lugar, después de 8 años, estoy de regreso en Lima. A pesar de todas las posibilidades, he terminado la carrera de Administración de Empresas, la cual inicié hace ya… 31 años, y dejé hace ya 24 años – en el último semestre.
En lo académico, fue el mejor semestre de mi vida. Esto a pesar que llevé como 8 cursos en un mismo ciclo.
Del mismo modo, este año – al fin- tuve en mis manos los diplomas de Licenciatura en Misionología y la Maestría en Teología Pastoral.
En segundo lugar, estos tiempos también han significado valorar la visión original de ministerio, por la cual dejé mi ciudad hace tanto tiempo. Definitivamente soy un misionero, con visión y llamado original; con métodos que Dios mismo me ha encomendado.
Esto me recuerda el incidente en el cual el joven David, enfrentó a Goliat: Cuándo quiso utilizar las armas de Saúl, no se sintió cómodo. Su gigante debía ser derribado con las armas que Dios mismo le confió.

Todos tenemos un gigante que derribar; un gigante que se interpone entre el avance del reino de Dios y la realización personal. Un gigante que excede nuestras posibilidades – según lo que otros dicen, pero que uno, impulsado por su corazón (en donde Dios ya ha puesto el querer).
Hoy en día existe mucho benchmarking eclesiástico. Se toman como modelo de éxito y referencia otros ministros y ministerios. Por supuesto, a nivel empresarial – corporativo, el benchmarking es valioso. Proporciona un punto de referencia en el sector en el cual se mueve una empresa, para poder obtener indicadores de calidad, gestión y otros.

Esta herramienta es valiosa, si uno lo toma como un modelo a adaptar, según la clase de empresa y las circunstancias específicas de la misma.
Pero, en el ámbito bíblico, el benchmarking se hace comparándonos con la Palabra, con Jesús mismo. Por supuesto, podemos aprender, contrastar y adaptar lo que otros hacen. Pero otra cosa es copiarlos.
David enfrentó el gigante y lo derribó. Pero lo logró recurrió a sus recursos físicos, sus convicciones personales sobre Dios y sí mismo.
Creo que fue necesario que David probara las armas de Saúl… para que valorara y se afirmara en lo que Dios le había dado.
El valorarse en estas, fue lo que permitió a David derribar su gigante:

Valore lo que ud. es: Su Identidad

Valore Lo que ha logrado – Su Experiencia.
Valore Lo Que Tiene – Sus Recursos
Valore Los que Están Con Ud. – Sus Compañeros – Su Dios
Valore Sus propios deseos y metas – Su Visión

Aprenda de los demás y de lo que hacen y como lo hacen; examínelo y elabore sus propias conclusiones. Pero no dependa de las convicciones, opiniones y metodologías de otros.
Recuerde, sea original; valore su singularidad y ese obstáculo que por tanto tiempo se interponía entre eldonde está y el donde desea estar, lo verá a sus pies.

Ps. Jorge Ayona

MINISTERIOS ALTO NIVEL INTERNATIONAL.
CAPACITACIÓN Y RESTAURACIÓN EN LIDERAZGO.
Lic. Jorge & Karina Ayona.
94-9815092- 01-980088864