Entradas populares

Páginas vistas en total

sábado, 30 de mayo de 2015

DIOS Y LA DEFENSA DE LOS RECURSOS NATURALES

Resultado de imagen para foto de ubaldo tejada guerrero
Por: Ubaldo Tejada Guerrero.

"Ay de los que oprimen a los pobres" (Miqueas)

Los cristianos debemos tener una opinión bíblica, respecto a la defensa de los recursos naturales que Dios ha creado y que las potestades de éste siglo depredan en todo el mundo, por el amor al dinero.

"Porque no faltarán menesterosos en medio de la tierra; por eso yo te mando, diciendo: abrirás tu mano a tu hermano, al pobre y al menesteroso en tu tierra" (Deuteronomio 15: 11)

Debemos recordar, que antes de entrar a la tierra prometida, ya toda la nación estaba instruida acerca de la no depredación de los recursos naturales, sino vayamos a la única fuente de consulta obligada de un cristiano: La Biblia.

"Seis años sembrarás tu tierra, y seis años podarás tu viña y recogerás sus frutos.
Pero al séptimo año la tierra tendrá descanso, reposo para Jehová; no sembrarás tu tierra, ni podarán tu viña" (Levítico 25: 3-5).

Los cristianos en el Perú no podemos ser espectadores en la creación de Dios, como el caso peruano de Bagua, Conga, y Tía María, sencillamente porque los recursos naturales deben cuidarse y evitar su agotamiento, permitiendo la recuperación de los mismos, para hacerlos no solamente productivos, sino abundantes y sostenible para una nación, donde la pobreza sigue siendo un problema estructural.

"Porque no nos ha dado Dios, espíritu de cobardía, sino de poder, de amor y de dominio propio" (2 Timoteo 1: 7)

Muchos cristianos nos preguntamos, que nos ha dejado Dios como mandato en éste mundo. La presencia de los cristianos debe ser activa en dos frentes: Ser sal y luz, que significa que estando dispersos en el mundo, seamos capaces de afectarlo.

"No tuerzas el derecho; no hagas acepción de personas, ni tomes soborno; porque el soborno ciega los ojos de los sabios, y pervierte las palabras de los justos.
La justicia, la justicia seguirás, para que vivas y heredes la tierra, que Jehová tu Dios te da" (Deuteronomio 16: 19.20)

El efecto sal es urgente en el Perú, hoy mas que nunca para preservarnos de la corrupción, y solamente lo conseguiremos mostrando el carácter de Cristo en nosotros.

"Y cuando vendiereis algo a vuestro prójimo, no engañe ninguno a su hermano" (Levítico 25:14).

El efecto luz, se manifiesta inculcando en el mundo los principios bíblicos, como la señal mas clara de la presencia cristiana en la dirección que debe tener una nación, cuyo compromiso de un evangelio social es el propio compromiso de Jesús con los mas pequeñitos, hasta su segunda venida.

Finalmente recomendamos a nuestros hermanos leer la Biblia, para conocer lo que Dios nos pide (Miqueas 6: 6-16) y lo dijo sobre la corrupción de Israel (Miqueas 7: 1-7)



No hay comentarios:

Publicar un comentario